El Blog de Petrusvil | Prosa Poesía

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

Escritor Español Petrusvil

Poeta, escritor, divulgador y analista.
11/12/2022
Tiempo de lectura 8 minutos.
La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos
El cartel dice: ¡Ayuda! Por esta política pronto no habrá aquí sonidos de vaca

Tabla de contenidos

Los agricultores holandeses están en una lucha abierta contra la ONU y su Agenda 2030, contra un cartel de corporaciones multinacionales, de partidos alineados con Davos y ONG que buscan el control sobre el suministro mundial de alimentos. “Están arrasando con la cultura de la tierra”, lamenta un agricultor. (La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos)

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

Efectivamente, el estado holandés ha anunciado que planea apoderarse de unas 3000 granjas de propiedad privada forzándolas a vender sus tierras al estado para luego cerrarlas, y venderlas para hacer casas unifamiliares.

Los agricultores y el gobierno llevan en disputa varios meses por los nuevos objetivos climáticos que obligarán a miles de agricultores a vender sus tierras al estado.

Ahora el estado ha llegado con un ultimátum: ofrecerá a unas 3000 granjas a vender sus granjas al estado, y si no están de acuerdo, las ventas podrían volverse obligatorias. En otras palabras, el estado esencialmente se apodera de la tierra que pertenece a los agricultores por mor de un «salvar la tierra», que no necesita ser salvada.

“Estas reducciones son tan severas que esas comunidades rurales quedarán totalmente devastadas económicamente”, 

Dijo Sander van Diepen, portavoz de LTO Nederland.

Pero esto es solo el principio. El gobierno ha estimado que, en total, unas 11.200 granjas deberán cerrar para cumplir con los nuevos objetivos climáticos, y otras 17.600 granjas tendrán que reducir significativamente su número de cabezas de ganado. Esta es la locura climática, la tiranía climática en acción.

¿Agricultura climáticamente inteligente?

Holanda exporta la mayor cantidad de alimentos en la tierra, solo detrás de Estados Unidos, en una masa de tierra aproximadamente del tamaño de Indiana. Agricultores de todo el mundo vienen a estudiar técnicas holandesas. El país adopta lo que se conoce como la teoría de Mansholt, una filosofía para garantizar la seguridad alimentaria y la autosuficiencia que surgió de la Segunda Guerra Mundial como respuesta a la hambruna impuesta por los nazis. 

Para evitar una tragedia similar, la agricultura holandesa adopta el proceso Haber-Bosch , un método de infusión de fertilizantes con nitrógeno para aumentar la eficiencia del rendimiento. Inventado a principios de 1900 por un par de químicos ganadores del Premio Nobel, Haber-Bosch es responsable de la existencia de la mitad de la población mundial actual (y es conocido en los círculos maltusianos como «el detonador de la explosión demográfica ”), gracias a su capacidad de cultivar más alimentos en menos tierra.

Pero ahora organismos globales como el programa  «Agricultura climáticamente inteligente» del Banco Mundial , las » iniciativas de áreas protegidas » de la ONU , la Comisión Europea y ejércitos de ONG´s bien financiadas están ejecutando una plataforma integral dirigida contra los agricultores holandeses, restringiendo tanto los fertilizantes orgánicos como los artificiales. uso—mientras afirman la “protección de la biodiversidad” como pretexto para arrebatarle la tierra a los productivos.

Los agricultores holandeses, en protesta, condujeron tractores a La Haya, arrojaron basura en llamas a las carreteras y rociaron estiércol en los edificios gubernamentales.

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

La policía intervino en las protestas de los granjeros en Zwolle, donde también están presentes granjeros de Drenthe. Con la ayuda de una pala, la policía intenta apartar los tractores 🢃🢃🢃

El horror del globalismo ecologeta

Vale la pena volver a enfatizar que el gobierno holandés está llevando a cabo el mismo experimento radical realizado en Sri Lanka a principios de este año: eliminar los fertilizantes a base de nitrógeno y fosfatos. Son la base de la supervivencia moderna, el objetivo es «exterminar granjas» a través de una regulación ecologista excesiva, implementando compras obligatorias si es necesario. En el país del sudeste asiático, provocó una hambruna que derrocó al gobierno. El “ desastre ” de Sri Lanka afrontó una premisa simple: reemplazar algo con nada.  La declaración de Colombo , firmada en Colombo, Sri Lanka, en 2019, celebró el fin de la seguridad y soberanía alimentaria, ofreciendo en su lugar un modelo de dependencia de las importaciones y destrucción agrícola que ahora se impone a los holandeses.

Están arrasando con la cultura de la tierra”, dice Sieta Van Keimpema, una mujer holandesa robusta de 6 pies de unos 50 años con cabello negro corto y ondulado. Es directora del Consejo Europeo de la Leche y líder del brazo político de facto de los agricultores holandeses, la Fuerza de Defensa de los Agricultores (FDF) (Farmer’s Defense Force).

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

La presión ecototalitaria sobre la agricultura y ganadería es asfixiante

“Nuestro gobierno ha promulgado leyes y leyes que nos ponen en un rincón del que no se puede regresar”. “Nos están matando lentamente con más reglas y regulaciones. Nos han dejado sin espacio para avanzar hacia el futuro”. Según una nueva ley holandesa, una vez que dejas de cultivar, tú y toda tu familia tienen prohibido volver a cultivar en los Países Bajos para siempre.

Tenemos un gobierno que gasta 25 mil millones de euros para reducir la producción agrícola”, dice Sieta, confirmando la política oficial. Según documentos de la Comisión Europea muy redactados , el objetivo es «exterminar granjas» a través de una regulación excesiva, implementando compras obligatorias si es necesario.

“Los partidos de izquierda como Demócratas 66 ”, que promete, “estaremos trabajando para reducir la población de ganado a la mitad”, “están muy cerca de Klaus Schwab ”, dice Sieta. “Van a Davos y no lo niegan. Es un hecho que el WEF [Foro Económico Mundial/Grupo de Davos] está impulsando una legislación que no se decide de manera democrática. Si comentas eso, como hice yo en la reunión, los funcionarios se ponen muy agresivos. Holanda está impulsando una legislación que nunca se ha discutido en el parlamento”. Mencione que el aire está compuesto por un 85 % de nitrógeno, y lo critican como un «negador del clima».

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

Subsidian la carne artificial y los insectos: Prepárense para pasar hambre

No tienen vergüenza”, dice Sieta. “El gobierno ha dado un subsidio enorme a la carne artificial; carne de laboratorio, y lo llaman ‘alimento del futuro‘. Pero no voy a comer insectos. Voy a comer carne de res y pollo”. El resultado final, según Sieta: “Ellos producen aire caliente, nosotros producimos comida en la mesa… No quieren innovación, quieren adquisiciones”.

De hecho, el centro de innovación agrícola de fama mundial de Holanda, la Universidad de Wageningen , el Stanford/Silicon Valley de la agricultura, ha dejado de desarrollar técnicas que ayuden a los agricultores. En cambio, ahora se centran en producir insectos para el consumo humano.  

El Foro Económico Mundial promueve esta agenda con anuncios que muestran a estrellas de Hollywood como Nicole Kidman masticando un plato de grillos, poniendo un brillo de celebridad con acento australiano en un futuro sombrío y profundamente inquietante.

“Los agricultores han visto lo que está pasando con el Foro Económico Mundial, con Bill Gates, etc… por eso están tan activos”, agrega Sieta. “Saben que lo que están combatiendo es un lobby muy fuerte de multinacionales que realmente quieren controlar los alimentos. Después de la guerra, decidimos que nunca más tendríamos hambre, producir la mayor cantidad de alimentos posible y usar nitrógeno y fertilizantes para hacerlo. Pero ahora están impulsando una agenda muy similar a la que quería Hitler. Si controlas la comida, entonces controlas todo”.

Desde una perspectiva ambiental, ningún país del mundo podría ser menos amenazante para el medio ambiente que Holanda.

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

“Ha habido muchos suicidios. La gente se enferma y se enferma y se deprime”.

En la ciudad frisona de Hoogeveen, reside Nelly, una campeona criadora de caballos y lechera de 73 años. Nelly recibe “verificaciones de control” periódicas por parte de burócratas que visitan su finca hasta cinco veces por semana, lo que garantiza que su fulminante operación cumpla con estándares cada vez menos realistas. “Revisan todo. Marcas de oreja, estiércol, vacas, tu jardín. Ahora necesitas un permiso para cortar pasto entre piedras, lo cual es una locura total ya que no tiene nada que ver con la ganadería lechera”. Su granja requiere una serie interminable de nuevos permisos solo para funcionar, y todo lo que hace se rastrea. “Las vacas tienen los aretes y los caballos tienen un transpondedor debajo de la piel, registrado en el sistema. 

El gobierno quiere saber dónde está todo, así que si un caballo tiene que ir a un establo de entrenamiento, tenemos que ponerlo en la computadora para que puedan ver”, dice, señalando una hoja de Excel en su computadora portátil. “Hacen las reglas más y más fuertes. Cada vez es más difícil sobrevivir”. Pronto, supone Nelly, “necesitaremos un permiso para montar nuestros propios caballos. Las cosas van en esa dirección”. La maleza entre los cantos rodados en su patio delantero se ha vuelto difícil de manejar, ya que Nelly aún no ha recibido su permiso de corte renovado para el año.

La ironía, por supuesto, como explica Nelly, es que “el gobierno dice que tenemos que deshacernos de los agricultores, que necesitamos la naturaleza; pero si expulsan a los granjeros, será un gran lío. No solo ordeñamos vacas, sino que mantenemos nuestros pastos y el bosque en buenas condiciones. Los granjeros mantienen todo limpio”.

La granja de Nelly está más vacía que de costumbre, debido a una nueva ley que establece que no se pueden tener más de 1,5 vacas por hectárea, un número increíblemente pequeño por debajo de cuatro. La regulación que favorece a los grandes terratenientes ya le ha costado a Nelly la tercera parte de sus vacas.

“Tenemos que vender 17 vacas de 55 y una novilla cuenta como dos”, dice ella. “Vivimos en medio de un bosque y tenemos solo unas pocas hectáreas al frente, por lo que no podemos usar pastos, pero tenemos mucha tierra. Si no lo entregamos, lo quitan de nuestro dinero para ordeñar. Ellos saben cómo encontrarte.

La naturaleza del proyecto no se le escapa a Nelly. “Holland quiere ser el mejor niño pequeño de la clase”, dice. “Empezamos con esta tontería y los demás países van siguiendo. Ahora están hablando de nitrógeno, fosfatos”.

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

Escasez de fertilizantes porque el mayor importador era la Rusia sancionada

La crisis que enfrentan los agricultores se ve agravada por una escasez masiva y creciente de fertilizantes y la carestía de la energía provocada por los gobiernos ambientalistas de occidente. “Dentro de 1 o 2 meses no habrá fertilizante en Europa”, predice Jos otro agricultor, “así que puedes intentar comprarlo pero no puedes encontrarlo. Están usando lo último que tienen guardado. El precio es 100 veces más alto de lo que solía ser. Esto creará una crisis porque la demanda es muy alta y no quedará nada en stock. Necesitamos fertilizante pero no hay producción ni importación porque el mayor importador era Rusia. No hay suficiente gasolina y está muy cara”.

 “El WEF [Foro Económico Mundial] está tratando de cambiar radicalmente el mundo”, señala Jos. “Y su líder, Klaus Schwab, dice que al final no serás dueño de nada y será feliz. Lo gracioso es que él será dueño de todo. Las reglas que están proponiendo son enfermizas. Por eso ves las banderas puestas al revés por los agricultores, es señal de angustia. Es para mostrar que la gente de los Países Bajos no apoya esto”.

A pesar de superar los objetivos climáticos establecidos anteriormente, el estado impone restricciones aun más estrictas a los agricultores holandeses. No hay tregua en el acoso ecoloplasta.

La ecotecnocracia gobernante contra los Agro-Ganaderos

“El agricultor deberá aceptar que la aplicación y cuenta del fertilizante pueda ser objeto de control. Se realizarán análisis periódicos de nitrógeno y fósforo en suelo para cada finca. lSe llevará una cuenta de fertilización para cada finca. Se presentará a la autoridad competente para cada año calendario…”

Parece que nada de lo que puedan hacer los agricultores holandeses será adecuado. “Tenemos un millón de vacas menos que en 1991 cuando llegó [el tratado ambiental global] Natura 2000, debido a las áreas protegidas [donde la agricultura está prohibida o restringida]”, dice Sieta. “Ya redujimos el 70% de las emisiones”, una marcada mejora confirmada por la OCDE como ‘insuficiente’. “Pero muchos políticos quieren acabar con los lácteos. Dicen que el amoníaco de los animales es lo peor que puede pasar”.

Entonces, ¿qué va a reemplazar la producción de alimentos? Otro plan declarado, por muy descabellado que parezca en medio de la crisis energética de Europa, es construir un nuevo tipo de metrópolis, una «megaciudad» que abarque partes de Holanda, Alemania y Bélgica, llamada » Ciudad Tristate «. 

El sitio web de Tristate-City califica el proyecto como «la nueva superciudad de Europa… una metrópoli de red orgánicamente verde donde el espacio urbano y rural permanecen en equilibrio». Los detalles son escasos, pero los planificadores prometen de todo corazón: «¡Este modelo no tiene relación alguna con la política de nitrógeno del gobierno holandés!»

(FiN) ¡Ayuda! Por esta política pronto no habrá aquí sonidos de vaca

FiN

La pesadilla distópica del siglo XXI

Random Post ➤